Las hipotecas más baratas nos casarán con el banco

Las hipotecas más baratas, las que más ‘atan’ al cliente

Hace más de un año que los bancos no han dejado de rebajar el interés de sus hipotecas de nueva constitución, de manera que si en 2013 encontrábamos ofertas a Euríbor + 3 %, en 2015 es posible firmar hipotecas a Euríbor + 1,50 % e incluso menos. Se trata de una buena noticia solo a medias, ya que los diferenciales más bajos son, al final, los que más costes y obligaciones ocultan, según explica el comparador HelpMyCash.com.

En el mercado actual es posible encontrar varias hipotecas con diferenciales inferiores al 1,60 %, como la de Cajasur a Euríbor + 1,25 %, Deutsche Bank a Euríbor + 1,59 % o la última en salir al mercado: la Hipoteca Kutxabank a Euríbor + 1 %. Lo que las caracteriza a todas, más allá de su bajo interés, es el gran número de productos vinculados al préstamo.


La tabla muestra cómo para conseguir estos diferenciales, el cliente debe aceptar entre 5 y 6 responsabilidades extra.

A saber:

Nómina. Domiciliar nuestros ingresos es algo que nos pedirán en cualquier banco que conceda hipotecas, pero el hecho de que se establezca un mínimo ingreso mensual para mantener el diferencial bajo nos puede traer problemas. Por ejemplo, si a causa de una baja nuestros ingresos bajaran, el banco podría subirnos el interés alegando incumplimiento de contrato.

Tarjetas. Dependiendo del banco, nos obligarán a contratar tarjeta de débito, tarjeta de crédito, la que prefiramos o las dos. En este punto hay que tener cuidado con las cantidades que nos comprometemos a gastar así como con el interés y comisiones de las tarjetas, sobre todo en las de crédito.

Seguro de vida y hogar. Ambos obligatorios en todos los bancos de España menos en uno, EVO Banco, que solo comercializa el seguro de hogar obligatorio por ley junto con sus hipotecas.
Seguro de desempleo en prima única financiada (PUF). Además de que puede considerarse abusivo el solo hecho de que nos exijan este seguro (ya nos están pidiendo unos ingresos mínimos por otro lado), que encima sea un seguro PUF, es decir, que el coste de todos los años del seguro se sume al monto de la hipoteca, aumentará los intereses totales que pagaremos al banco.

Plan de pensiones. Lo malo de los planes de pensiones es que nos obligarán a depositar un tanto anual, nos vaya o no nos vaya bien, y recordemos que es un dinero que no podremos tocar hasta el momento de la jubilación.

En caso de no cumplir con toda la vinculación, el diferencial pasa a ser de Euríbor +2 % en Kutxabank, Euríbor + 1,75 % en Cajasur y Euríbor + 2,39 % en Deutsche Bank. 

 En conclusión, conseguir una hipoteca con diferencial inferior a 1,60 % en enero de 2015 equivale a un montón de compromisos y gastos extra que debemos evaluar antes de firmar. Existen calculadoras gratis online que nos ayudarán a descubrir cómo pagaremos menos: atiborrándonos a seguros para ganar unos puntos de interés o aceptar un diferencial algo más alto, como el de la Hipoteca Naranja a Euríbor + 1,69 % o la Hipoteca Sin Más Bankinter a Euríbor + 1,70 %, pero que solo nos pedirán dos seguros, de vida y de hogar, durante toda la vida del préstamo