Basura, gobiernos locales y reconocimiento internacional, por @carome31

Carlos Romero Mendoza 16 de octubre de 2014
@carome31

La gestión integral de residuos y desechos sólidos en México ha permitido que gobiernos locales tengan exposición internacional gracias a distintas iniciativas que en el mundo reconocen la labor y el esfuerzo en políticas para enfrentar el impacto del Cambio Climático.

Uno de esos reconocimientos es el Premio al Gobierno Local Sustentable 2014, otorgado por representación de Reino Unido en México y empresa Ene-G a Durango, México, por ser considerada este año como la ciudad más sustentable a nivel mundial, gracias a su compromiso en la generación de energía limpia en la capital.   El reconocimiento llega justo cuando las autoridades locales hacen el encendido de la planta que produce electricidad aprovechando el biogás que proviene de la descomposición de la basura del relleno sanitario.

Según información pública, esa planta generará 1.3 a 1.5 mega watts con 800 metros cúbico de biogás, con capacidad para encender hasta 15 mil luminarias. La inversión en la planta fue de 5.5 millones de dólares y aspira a unas regalías por 25 mil dólares mensuales[1].

Otro de los reconocimientos internacionales es el C40 Siemens Awards, patrocinado por la reconocida empresa Siemens y el grupo de 40 ciudades líderes en la lucha contra el cambio climático, este año ciudad de México estuvo postulada y compitió con Dhaka y Buenos Aires.

El programa Mercado de Trueque de Ciudad de México, no logró superar la etapa de postulación y el premio terminó adjudicado a Buenos Aires, Argentina, en reconocimiento a su programa de Gestión de Residuos Sólidos Urbanos.
Además de Buenos Aires, las otras ciudades en ser reconocidas con el C40 Siemens Awards fueron[2]:

  • Ámsterdam en acciones financieras y de desarrollo económico.
  • Barcelona en infraestructura urbana inteligente.
  • London en materia de medición de carbono y planificación de calidad del aire.
  • Melbourne en adaptación y resiliencia.
  • New York City, Eficiencia energética y construcción medio ambiental.
  • Portland, comunidades sostenibles.
  • Seoul, energía verde.
  • Shenzhen Transportación urbana.

Resulta interesante revisar la figura del Trueque como una estrategia útil para lograr mayor sensibilidad y cultura ambiental en los ciudadanos. Esta modalidad de trueque es mucho más efectiva, didáctica y útil que la figura de trueque que en Venezuela han querido imponer vía el diseño comunal desde el 2008.

El programa Mercado de Trueque de la Ciudad de México consiste en el intercambio de residuos reciclables (papel, vidrio, cartón, latas de aluminio de bebidas, PET y Tetrapack) por productos agrícolas producidos en el Distrito Federal[3]. El mismo permite que los ciudadanos de manera tangible y directa puedan valorar cómo la basura puede ser útil convirtiéndola en materia prima.

Según el jefe del gobierno de ciudad de México, la populosa capital recoge entre 12.500 a 12.600 de toneladas de basura que de manera íntegra van a los tiraderos a cielo abierto, generando contaminación recurrente, o pasivo ambiental. En función a esto, el reto del gobierno de la Ciudad de México, anunciado el pasado 3 de junio del 2014, es construir plantas de “Basura Cero”, con la cual aspiran para el 2018 procesar 5.700 toneladas de residuos sólidos a través de la biodigestión anaeróbica, valorización energética, entre otros procesos de transformación[4].

Mientras que la basura en otras ciudades se convierte en una referencia para demostrar una gestión local creativa, comprometida con temas globales, que permite una exposición internacional importante, en Venezuela aún tenemos que resolver si nuestro orden social, político y económico es a través del Poder Público Municipal, o bien a través del Poder Popular. Nos quedamos atrás en los retos que impone el tiempo moderno.

En este sentido, si bien la Constitución Nacional reconoce la competencia municipal en materia de protección del ambiente, la recolección y tratamiento de residuos, el aseo urbano y domiciliario, entre otras atribuciones, no es posible obviar que en la Ley Orgánica para la Gestión Comunitaria de Competencias Servicios y otras atribuciones de fecha 15 de junio de 2012, identifica estas atribuciones en la lista de materias objeto de transferencias del poder público municipal al poder popular.

Ante la amenaza de una posible transferencia de competencias, corresponde en estos momentos de crisis en la prestación del servicio de basura en muchos municipios, que las autoridades locales sean proactivas, se ocupen del tema incorporando al vecino para que se convierta en parte de la solución, y defensor de la competencia municipal, y el Plan Municipal de Gestión Integral de la Basura, a que hace mención la Ley Orgánica de Gestión Integral de la Basura, podría ser una útil herramienta para desarrollar acciones locales concretas y creativas orientadas a convertir la crisis de la basura en una oportunidad para promover una mayor cultura ambiental, pero también, para desarrollar estrategias que permitan prevenir una crisis mayor de salud pública. Y para ello la Comisión de Vecinos a que hace mención la Ley Orgánica del Poder Público Municipal, resulta un espacio institucional y de participación ideal para esa tarea.

__________________________________________
[1] El Sol de Durango.   Durango, de las más sustentables en el mundo. 3 de octubre 2014. Online en; http://www.oem.com.mx/elsoldezamora/notas/n3568860.html
[2]Residuos Profesional. Buenos Aires gana el premio de ciudades frente al Cambio Climático, por su programa de Gestión de Residuos. 25 de septiembre 2014. Online en:http://www.residuosprofesional.com/buenos-aires-gana-el-premio-de-ciudades-frente-al-cambio-climatico-por-su-programa-de-gestion-de-residuos/
[3]Plan verde. Primer Mercado de trueque de residuos sólidos. 22 de febrero 2012. Online en:http://www.planverde.df.gob.mx/ecotips/73-miscelanea/644-primer-mercado-de-trueque-de-residuos-solidos.html

Carlos Romero Mendoza
@carome31